El blockchain aplicado al e-learning

Blockchain en e-learning, qué es y cómo se aplica

Antes de comenzar, conviene explicar qué es el blockchain. Se trata de una gran base de datos formada por diferentes bloques enlazados entre sí y distribuidos entre ordenadores de todo el mundo. ¿Qué significa esto? Pues que una vez añadido un registro a esta base de datos, es casi imposible que sea modificado, ya que está publicado en muchos otros lugares.

blockchain

Como consecuencia, el blockchain permite la transferencia de datos totalmente segura, algo muy útil en el campo del e-learning, ya que un usuario tiene que introducir muchos datos personales al inscribirse en un curso de formación online.

El blockchain aplicado al e-learning

Aunque se trata de una aplicación que no está totalmente integrada aún en el e-learning, sí que se puede hablar de algunos beneficios concretos que ofrece el blockchain:

  • Verificar la identidad del que realiza la formación. Al no ser presencial, es importante poder verificar quiénes están realizando el curso y saber que no hay nadie suplantando la identidad de cualquier otra persona.
  • Emitir certificaciones digitales. Ya hay instituciones que ofrecen formación a distancia utilizando el blockchain para entregar y almacenar los certificados de que una persona ha pasado el curso. El cifrado del blockchain hace más difícil la falsificación. Además, siempre es accesible, por lo que se podrá comprobar la veracidad del título en todo momento.
  • Creación de currículum vitae digital. Está relacionado con lo anterior. Si el currículum de una persona está formado por diferentes certificados digitales, se podrá comprobar de forma fiable la veracidad de dicho documento.
  • Creación de cursos personalizados y a medida de forma automatizada. Al ser una gran base de datos, todos los cursos o formaciones que recibe un alumno van almacenándose. Por lo tanto, al matricularse en un nuevo curso, es posible saber qué formación ha recibido y ofrecerles un itinerario formativo adaptado a sus necesidades y conocimientos previos. Siempre está actualizándose, por lo que es posible guiar de manera constante la formación de los alumnos en función de lo que necesiten o de la formación que deseen obtener.

Estas son algunas de las aplicaciones que el blockchain ofrece para el e-learning. Como se puede apreciar, son muy útiles, y eso que todavía no es una herramienta tan utilizada en este campo. Seguro que con el paso del tiempo, se integrará aún más dentro de los planes de formación a distancia de todas las entidades y se le encontrarán más aplicaciones. Una utilidad tan fiable y segura como el blockchain terminará abriéndose paso y ayudando a que la formación e-learning adquiera más relevancia, si cabe.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *