Conoce las características que debe tener un alumno de e-Learning

¿Cuál es el perfil más habitual de un estudiante online?

La enseñanza online no debería resultar muy diferente a la presencial, puesto que el alumno debe ser constante y organizado, como ocurre en los módulos presenciales. El estudiante online tiene que organizar el resto de actividades de tu rutina habitual para adaptarlas a tu curso a distancia y tiene que hacer un esfuerzo especial para no desistir en su empeño de acabarlo. Descubre cuál es el perfil del estudiante online.

perfil de estudiantes online

Conoce las características que debe tener un alumno de e-Learning

El número de personas que intenta perfeccionar o completar su formación a través de métodos a distancia crece cada año. Además, existe una modalidad también en constante auge, como es el Blended Learning, que se trata de una combinación de masterclasses presenciales con clases online.

Es importante señalar que más del 70% de los alumnos que cursan enseñanza online tienen entre 30 y 39 años, aunque la participación está aumentando entre quienes tienen edades comprendidas entre los 20 y los 29 años. Lo que sí parece claro es que las personas que tienen más de 40 años se dedican menos a este tipo de formación. Por ello, es importante que las empresas que quieran incrementar los conocimientos de los trabajadores que tengan una edad que supere la cuarentena tendrán que motivarles especialmente y ofrecerles cursos para lograr que se familiaricen con este tipo de enseñanza digital.

El elemento más importante que debe poseer un estudiante de enseñanza a distancia es la motivación. Sin motivación no se llega a ningún sitio ni se consiguen los objetivos que hayan fijado. El alumno debe ser consciente de que es él mismo quien produce y gestiona su propio conocimiento, por lo que tiene que contar con un punto extra de autodisciplina.

Como ocurre en la formación a distancia, el estudiante deberá sacrificar parte de su tiempo libre de ocio para dedicarlo a la enseñanza online si quiere acabar el módulo y recibir los conocimientos que en él se enseñan. Para ello, es también esencial que el estudiante se conozca bien a sí mismo, cuáles son sus capacidades, aptitudes, dado que se emplean otro tipo de estrategias en la formación online, que se alejan un poco de la memorización y se acercan más a la comprensión de conceptos fundamentales.

Los estudiantes online son capaces de fomentar el autoconocimiento, dado que es más difícil en la formación a distancia resolver las dudas que este pueda tener acerca de las lecciones que se van daño. Por ello, tiene una gran responsabilidad y no debe cansarse en ningún momento de investigar todo lo que sea necesario para aprender lo máximo posible.

Casi todas las empresas estadounidenses, un 87% de ellas, ofrecen formación corporativa complementaria en línea a sus trabajadores para conseguir que mejore, en un primer momento, el desarrollo profesional y personal de los empleados y, en consecuencia, el nivel de la empresa, dado que tendrá personas mejor formadas en sus plantillas, lo que les permitirá marcar la diferencia con respecto a sus competidores. Se espera que el mercado de las empresas que utilizan e-Learning crezca alrededor de un 13% hasta el año 2019.

En nuestro país, de acuerdo con algunos datos que emitió el Ministerio de Educación en el año 2017, hay más de 120.000 personas que estudian Formación Profesional y Bachillerato a distancia, sin acudir a clase. Asimismo, hay más de 220.000 personas matriculadas en universidades no presenciales. Por ello, podríamos afirmar que, incluso en aquellas formaciones que tradicionalmente se habían visto como únicamente presenciales, están cambiando su paradigma, para convertirse en enseñanzas que combinan estudios presenciales y a distancia o que incluso se realizan en su totalidad de manera online.

De la misma manera, es reseñable algo que evidenció un estudio de la Universidad Internacional de la Rioja (UNIR), elaborado por Gad3: desde el año 2000, la formación en línea se ha incrementado en un 900% a nivel mundial. Por lo tanto, parece evidente que apostar por la formación online para conseguir que tu empresa consiga elevar los buenos resultados de tus trabajadores.

El e-Learning mejorará el rendimiento de los trabajadores, si consigues que el programa formativo online esté bien diseñado y si te empeñas en que las herramientas que haya a su alcance son las adecuadas. Cuando un trabajador recibe un extra de formación, va a estar especialmente motivado en poner en práctica lo que ha aprendido, por lo que, aquello que enseñan los cursos que les pagas jamás caerá en saco roto. Es también importante que sepas que la formación en línea es mucho más barata que la presencial y ayuda a retener el talento en las compañías, dado que los trabajadores ven esta enseñanza como una oportunidad que les está dando su empresa de ser mejores.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *